Hazte amigo/a

El proceso de cambio en la política de aguas en España en la última década, constituye un caso muy ilustrativo sobre los factores políticos, económicos y culturales y los agentes sociales que generan e intervienen en la crisis del paradigma hidráulico tradicional. Este paradigma pivota sobre las grandes obras hidráulicas o megaproyectos, como embalses o trasvases.

España es uno de los países del mundo con mayor proporción de presas por habitante. Pese a ello, se han seguido planteando nuevas presas y embalses. Sin embargo el contexto ha cambiado de forma sustancia con la Directiva Marco del Agua, que obliga a alcanzar y mantener el buen estado de todas las masas de agua, incorpora el principio de no deterioro y demanda una adecuada evaluación de las medidas y actuaciones, incluyendo las obras hidraúlicas, desde el punto de vista de sus efectos sobre el estado de las masas de agua, así como de adecuada justificación ambiental, social y económica, incluyendo un análisis coste-eficacia de las distintas medidas posibles aplicar para atender los diferentes objetivos que se puedan plantear.

Resulta por ello imprescindible evaluar en qué medida los proyectos recientes de obras hidráulicas se encuentran suficientemente incardinados con los objetivos, criterios y normativas que emanan de la Directiva Marco del Agua y con la necesidad de llevar a cabo un uso sostenible del agua que vele por la conservación de los ríos y resto de ecosistemas hídricos.

Cabe preguntarse por tanto, si los actuales proyectos de obras hidráulicas están suficientemente justificados desde los puntos de vista ambiental, económico y social y se encuentran en línea con los objetivos y criterios de la Directiva Marco del Agua. Responder a esta cuestión constituye el objeto del presente proyecto de investigación, a través de un análisis de los siguientes casos:

  1. El embalse de Melonares
  2. La presa de Terroba y su posible llenado
  3. La Segunda Fase del Canal de Navarra

Esta investigación llevada a cabo en 2016 contó con la financación del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente. 

Ver informe final.